Tráfico | T 43° H 38% | Powered by Yahoo! Weather

Economía | México

Buscan “frente común” en Norteamérica en negociación de Acuerdo Transpacífico

WUVN News
02/19/2014 3:10 PM
Actualizada: 02/20/2014 1:15 AM

Toluca (México), 19 feb (EFEUSA).- Estados Unidos confía en que Norteamérica pueda formar un “frente común” en sus negociaciones para sumarse al Acuerdo de Asociación Transpacífico y logre definir unos términos ventajosos para las tres naciones de la región.

“Este acuerdo se va a aprobar sólo si se trata de un buen acuerdo”, afirmó el presidente Barack Obama en una rueda de prensa que cerró esta noche la cumbre de América del Norte en la ciudad mexicana de Toluca.

Estados Unidos, México y Canadá son tres de las ocho naciones que actualmente están negociando su eventual incorporación a este acuerdo, conocido por sus siglas en inglés, TPP, creado originalmente en 2005 por Brunei, Chile, Nueva Zelanda y Singapur.

Washington y México defienden la idea de que, si estos dos países junto con Canadá se suman al TPP, eso modernizará automáticamente el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que entró en vigor en 1994, y proporcionará nuevas ventajas para la región.

Obama dijo que los tres países, que siempre se han mostrado “paladines del libre comercio”, deben resolver los “intereses legítimos nacionales durante las negociaciones (del TPP) para tener un frente común”.

Ese frente, agregó, debe darse “ante varios de los otros participantes en las negociaciones del TPP que no tienen una tradición tan sólida de libre comercio”.

Además de estas tres naciones, están negociando para sumarse al TPP Australia, Perú, Vietnam, Malasia y Japón.

“América del Norte tiene esa gran ventaja competitiva, y somos mercados relativamente abiertos”, agregó el gobernante, que destacó que la Cuenca del Pacífico está creciendo como “ninguna otra parte del mundo”.

Obama declaró que existía una “visión compartida” respecto a este tema con sus socios de México y Canadá, aunque Harper se mostró más cauto acerca de las negociaciones para sumarse al TPP.

“La postura del Gobierno de Canadá siempre ha sido clara: nosotros solamente firmaremos el acuerdo cuando estemos convencidos de que sea bueno para los intereses de Canadá, el mejor acuerdo posible”, afirmó Harper en la misma rueda de prensa.

El primer ministro canadiense señaló que su Gobierno ha sido el que más tratados de libre comercio ha firmado en Canadá, pero insistió en la necesidad de seguir trabajando para que el TPP se ajuste a los intereses de su país.

Entre otras razones porque cualquier negociación que se cierre “tendrá que tener el beneplácito del Parlamento canadiense”, recordó Harper en la rueda de prensa, en un patio del Palacio de Gobierno del Estado de México, cuya capital es Toluca.

El tercer socio regional, México, dejó claro también su interés por cerrar su negociación para incorporarse al TPP porque, según dijo Peña Nieto, representa un “gran espacio” que puede permitir una mayor expansión del potencial que tiene la región.

“México hará todo su esfuerzo y contribución” para “superar cualquier problema que eventualmente presenten las mesas de negociación”, insistió Peña Nieto, quien tenía a su derecha a Obama y a su izquierda a Harper.

Los tres gobernantes comparecieron ante la prensa después de una reunión de algo más de una hora en la que pasaron revista a los temas de la agenda trilateral, tanto en el plano económico como en aspectos de seguridad.

La cumbre se cerró sin decisiones transcendentes para la región, con elogios hacia el TLCAN, que cumple el vigésimo aniversario, aunque no hay intenciones de actualizarlo, y deseos de impulsar “una prosperidad compartida e incluyente”, según palabras de Peña Nieto.

Acordaron simplificar los requisitos aduaneros, facilitar el tránsito de personas, mejorar el intercambio académico y privilegiar el flujo de información y cooperación para luchar contra el lavado de dinero, entre otras medidas.

La próxima cumbre de América del Norte se llevará a cabo en Canadá en el 2015, después de que Peña Nieto y Obama aceptaran la oferta de Harper de ser el anfitrión.