Tráfico | T 38° H 93%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

El CMB promueve un boxeo unido que ofrezca batallas épicas al público

WUVN News
03/13/2014 6:50 PM

Ciudad Victoria (México), 13 mar (EFE).- Dos meses después de la muerte de su líder por casi 40 años, el mexicano José Sulaimán, y de una tersa transición en su presidencia, el Consejo Mundial de Boxeo (CMB) mira al futuro con la meta de generar una unidad en este deporte que facilite las grandes peleas que el mundo quiere ver.

Sulaimán falleció a los 82 años, el pasado 16 de enero en Los Ángeles, Estados Unidos, debido a las complicaciones provocadas por una cirugía del corazón que se practicó en septiembre de 2013.

A su muerte, los máximos dirigentes del organismo se pronunciaron por elegir como sucesor a Mauricio Sulaimán, su hijo y quien fue secretario ejecutivo durante 10 años.

“Estamos buscando la manera de unir a las empresas de televisión, a los promotores; empezar a propiciar acercamientos y buscar que termine esta lucha de poderes que impide tener grandes peleas’, dijo a Efe Mauricio Sulaimán, elegido nuevo presidente del CMB el pasado 10 de febrero.

Heredero natural en la presidencia del Consejo, Mauricio asumió como tarea personal, y del organismo, la defensa de los cambios en el boxeo que su padre logró a lo largo de cuatro décadas.

La prioridad, aseguró, será promover la unidad en el boxeo, un deporte profesional marcado por los intereses económicos, por encima de los derechos del público, en alusión a que se privilegian los intereses particulares.

El organismo tiene en este momento a 17 campeones de elite además de púgiles que tienen títulos continentales, internacionales, regionales, lo que supera el centenar, además de decenas de clasificados en cada división.

La influencia del Consejo, con la de otros organismos, ha enfrentado en los últimos años la competición entre las empresas de televisión para montar funciones de boxeo de la mano de promotores.

Este panorama, con muchos actores, opera en detrimento de boxeadores que no pueden enfrentar a rivales de otros grupos hasta que los intereses de los promotores coincidan.

Mauricio dijo que el CMB todavía no ha logrado asimilar o dejar atrás la muerte de su padre, que dirigió el organismo desde su elección en 1975 en Túnez y hasta su muerte en enero pasado.

“Quiero dar continuidad a todo el trabajo que hizo”, dijo Mauricio sobre los planes que tiene después de haber sido elegido presidente del Consejo hace un mes en la capital mexicana.

“Siempre voy a ser el hijo de José Sulaimán, esa es mi máxima carta de presentación ante el mundo”, apostilló.

Además de velar por lo que llamó legado de su padre, Mauricio apunta a la continuidad de los programas que este organismo mantiene a favor de la carrera actual y futura de los boxeadores.

“Seguir todo el tema médico y de seguridad para buscar la mayor prevención de accidentes”, relató el nuevo titular del CMB, fundado en 1963 en la capital mexicana.

Etiquetas