Tráfico | T 60° H 86%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

El consejero delegado de Mozilla dimite tras las críticas por oponerse al matrimonio gay

WUVN News
04/04/2014 1:10 PM

Washington, 4 abr (EFE).- El consejero delegado y cofundador de Mozilla, Brendan Eich, dimitió dos semanas después de asumir el cargo, acorralado por las críticas debido a su oposición al matrimonio homosexual.

Así lo confirmó la presidenta de la Fundación Mozilla, Mitchell Baker, en el blog oficial de esta organización sin ánimo de lucro responsable del navegador Firefox, donde explicó que Eich renunció como primer ejecutivo y miembro del consejo de administración por iniciativa propia.

“Brendan Eich ha elegido dejar su cargo como consejero delegado. Ha tomado esta decisión por Mozilla y por nuestra comunidad”, indicó Baker.

El ya exejecutivo de Mozilla, también inventor del lenguaje de programación Javascript, donó 1.000 dólares en 2008 a la campaña a favor de la “Propuesta 8″, una iniciativa que pretendía prohibir el matrimonio entre personas del mismo sexo en el estado de California.

Aunque se sabía desde 2012 que había realizado esta aportación, el pasado 24 de marzo, una vez que trascendió que Eich estaría al frente de Mozilla Corporation, la empresa subsidiaria de la fundación del mismo nombre, su oposición al matrimonio entre homosexuales le situó en el ojo del huracán y fue objeto de numerosas críticas de sus empleados.

Uno de los programadores de Mozilla, Chris McAvoy, desencadenó la oleada en Twitter al definir como “profundamente decepcionante” el nombramiento de Eich y manifestar su “confianza” en que la empresa se mantuviera “en la vanguardia de lo que significa trabajar en el siglo XXI”.

Acto seguido se sumaron otros trabajadores: “Soy empleada de Mozilla y pido a Brendan Eich que renuncie como consejero delegado”, escribió Chloe Varelidi, responsable del Festival Mozilla, mientras que en términos similares se manifestaron la diseñadora Jessica Klein o el director de colaboraciones, John Bevan.

Los reproches llegaron también desde fuera de Mozilla, ya que OkCupid, una web de contactos, publicó una carta en su versión para Firefox en la que identificó al recién nombrado consejero delegado de Mozilla como “oponente a la igualdad de derechos para las parejas gais” e instó a sus usuarios a utilizar otros navegadores.

Además, tres integrantes del consejo de administración de Mozilla dimitieron poco después del nombramiento de Eich, aunque los medios estadounidenses explicaron que su renuncia estaba relacionada con la estrategia empresarial de la compañía y no con las opiniones del nuevo primer ejecutivo.

A pesar de que Eich insistió en varias entrevistas en los últimos días en que se consideraba la persona mejor cualificada para el puesto y en que no abandonaría el cargo que acababa de conseguir, finalmente cedió a las presiones.

Eich nunca se retractó de sus opiniones sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo y defendió su derecho a no ser juzgado por sus ideas, aunque aseguró que creía en la integración y la no discriminación en Mozilla.

La presidenta de Mozilla recordó que la filosofía de su organización se basa en la diversidad y la igualdad y que reciben contribuciones “de todo el mundo sin considerar edad, cultura, etnia, género, identidad de género, lengua, raza, orientación sexual, localización geográfica y religión”.

“No nos comportamos como habríais esperado. No nos movimos lo suficientemente deprisa como para estar al lado de la gente una vez que la controversia comenzó. Lo sentimos. Tenemos que hacerlo mejor”, sostuvo Baker.

En todo caso, la dimisión de Brendan Eich ha reabierto en Estados Unidos una discusión sobre la tolerancia y el papel que juegan las creencias personales en los negocios.

Andrew Sullivan, un conocido escritor británico afincado en Estados Unidos y activista por los derechos de los homosexuales, denunció en su blog el “acoso” al que se ha visto sometido Eich por parte de algunos sectores de la opinión pública.

“Si este es el movimiento por los derechos de los homosexuales de hoy, acosando a nuestros oponentes con un fanatismo más parecido a la derecha religiosa que a otra cosa, que no cuente conmigo”, apuntó Sullivan.