Tráfico | T 47° H 86%

Economía | Estados Unidos | Noticias

Azteca apuesta por fútbol y novelas en su nueva “etapa dorada” de TV en español

WUVN News
05/12/2014 7:31 PM

Nueva York, 12 may (EFE).- Azteca América es más consciente que nunca de la nueva “etapa dorada” que está viviendo la televisión en español en EE.UU. y para la próxima temporada apuesta por fútbol y telenovelas como pilares centrales de una programación con la que busca seducir a los más jóvenes para arañar audiencia a sus rivales.

“Estamos viviendo una nueva época dorada de la televisión en español en este país. Cada vez más y más están convencidos de la importancia que tiene el mercado hispano”, dijo en una entrevista con Efe el consejero delegado de Azteca América, Manuel Abud, antes de presentar en Nueva York sus novedades para el próximo otoño.

El nuevo máximo responsable de la filial de la cadena mexicana TV Azteca, propiedad del grupo Salinas, asegura tener “muy claro” hacia dónde va la televisión hispana en EE.UU., un jugoso mercado en el que, a su juicio, todavía “hay un poco de confusión” y en el que los jóvenes tendrán un rol fundamental.

Así, cuando le preguntan si los nuevos canales en inglés que se dirigen al público hispano bilingüe están quitando audiencia a las cadenas tradicionales, Abud se muestra convencido no solo de que son “complementarios” sino que es la programación en español la que está “haciendo sombra” al inglés.

La receta para la próxima temporada vuelve a repetir dos de los ingredientes tradicionales de las cadenas en español, el fútbol y las telenovelas, junto a otros programas que buscan “enganchar a los jóvenes”, como “El Hormiguero” de España o los ‘vlogueros’ de “IrreverenTV” y sus 168 millones de visitantes en Facebook.

El llamado “deporte rey” entre los hispanos volverá a ser una de las principales bazas de Azteca América para la próxima temporada, y a partir de otoño la cadena estrenará el programa “Friday Night Fútbol”, que ofrecerá todos los viernes partidos de la liga mexicana en horario estelar.

“Con esta nueva franquicia deportiva buscamos simular el éxito de programas como ‘Sunday Night Football’ de las cadenas anglos y creo que va a dar mucho juego”, destacó Abud, quien confirmó el regreso a su programación de los partidos del club mexicano Santos Laguna de Torreón (Coahuila).

En el frente de las telenovelas, el segundo de los pilares de su programación, la cadena pone toda la carne en el asador con “Las Bravo”, un melodrama basado en la serie chilena “Las Vega’s” y que estará protagonizado por los mexicanos Mauricio Islas y Edith González, junto al argentino Saúl Lizaso.

Otra de las grandes novedades de la próxima temporada será la creación de un nuevo galardón, “Premio Mujer”, con el que Azteca América busca rendir homenaje a las latinas de diversa procedencia cuya contribución, aseguran, ha servido “de ejemplo” para la comunidad hispana en Estados Unidos.

Y junto al regreso de otros de sus grandes éxitos como “La Academia Kids”, “Ventaneando”, “Venga la Alegría” o “Al Extremo”, a partir de otoño llegará a su parrilla “El club del chiste”, otra de las apuestas por el humor y la comedia de Azteca América, que a partir de ahora se llamará simplemente Azteca.

Abud, quien antes de llegar a la cadena estuvo al frente del grupo de estaciones de Telemundo, además de presidente y fundador de “Mun2″, sabe que su principal reto es mejorar el posicionamiento de América Azteca en el mercado tradicional, sin renunciar por ello a otras iniciativas online y las redes sociales.

“Es un reto enorme y no va a ser fácil porque hay que traer a la audiencia, pero tenemos infinidad de recursos y estamos dispuestos a darle un nuevo impulso a Azteca América, y además cuento para ello con el respaldo de México, que nos está apoyando con la parte de los contenidos”, sentenció.

Azteca América presentó sus novedades durante una fiesta a la que asistieron Saúl Lisazo, Verónica del Castillo o Poncho de Anda, y en la que destacó una interpretación del “huapango” de José Pablo Moncayo, considerado un tema emblemático en México, por parte de un grupo de cincuenta músicos de escasos recursos.