Tráfico | T 66° H 68%

Latinoamérica | Noticias

Diseñan un sistema para la rehabilitación virtual de pacientes con lesión de codo

WUVN News
06/11/2014 8:10 PM
Actualizada: 06/11/2014 6:41 PM

Bogotá, 11 jun (EFE).- Un estudiante de doctorado diseñó en Bogotá un sencillo sistema de captura de movimiento a partir de sensores inerciales que facilitaría la rehabilitación virtual o “telerehabilitación” de pacientes con lesiones en codos y que más adelante se usará en otras articulaciones.

Se trata de un equipo de “captura y análisis de señales biomecánicas aplicadas al codo”, según su creador, el aspirante a doctor en Ciencia Aplicada por la Universidad Antonio Nariño, el ingeniero de sistemas Mauro Callejas.

El reto de este estudiante es transformar el conocimiento científico y tecnológico “en nuevas capacidades de desarrollo económico y social”.

El dispositivo, aún en la fase de prototipo, consta de “un hardware que se basa en un sistema de captura de movimiento a través de sensores inerciales” y una plataforma que permite “capturar señales y transmitirlas”, dijo a Colombia.inn, agencia operada por Efe, Callejas.

El paciente se coloca estos sensores en el brazo y transmite en línea el estado inicial de la articulación y los cambios que sufre gracias a la fisioterapia ordenada por un especialista.

“Lo que nosotros buscábamos era ese impacto social, poder colocar la ciencia, la tecnología y la innovación al alcance de esas personas” que viven en lugares apartados y no pueden desplazarse 15 o 20 días para cumplir un plan de rehabilitación, aseguró Callejas.

El sistema además permite “en tiempo real recibir información del movimiento que está generando una persona” y reproducirlo “a través del internet en los centros especializados” para poder analizarlo.

Este estudiante, oriundo de la ciudad de Tunja, explicó que la innovación en este dispositivo está en el sistema de recolección y gestión de la información.

Los sensores que conforman el sistema llevan alrededor de dos años en el mercado y son usados para diferentes propósitos, afirmó Callejas, para matizar que personalizaron los algoritmos y el software de la plataforma.

Y así han abierto la posibilidad de implementar la “telerehabilitación” o para que, a partir de una base de datos que puede crearse con los resultados, los especialistas puedan determinar qué plan es el más adecuado para acelerar la recuperación de los pacientes.

Este proyecto lleva 20 meses de investigación y requiere al menos un año más de investigación, además de una inversión estimada en 200.000 dólares para poderlo comercializar.

Aún así ya ha sido mostrado en el Hospital San Blas de Bogotá; en la Universidad de las Fuerzas Armadas de Quito y en el laboratorio de Robótica y Automática de Brasilia.

Callejas añadió que si bien iniciaron la investigación con el movimiento del codo, este desarrollo puede aplicarse, con los ajustes requeridos, a otras articulaciones.

Según el investigador, este aparato “innovador y de bajo costo” también podría usarse para entrenamiento personal o de atletas de alto rendimiento o en la industria de videojuegos y animaciones.

Este equipo universitario es uno de los seleccionados por el Centro von Liebig para el Emprendimiento de la Universidad de California con el apoyo de la organización Connect Bogotá para validar sus desarrollos tecnológicos antes de llevarlos al mercado.

Según el director del doctorado en Ciencias Aplicadas, Rafael Gutiérrez, la Universidad Antonio Nariño se ha planteado como reto avanzar en la innovación “para generar nuevos bienes y servicios que mejoren la calidad de vida de la población”.

Gutiérrez destacó que la universidad destina un “porcentaje fijo de su presupuesto general”, estimado entre 6.000 y 7.000 millones de pesos (entre 3,1 y 3,7 millones de dólares) a la investigación.

Resaltó la importancia de “introducir en la cultura nacional la inversión en conocimiento, investigación científica, desarrollo tecnológico como la base para generar nuevos bienes y servicios que Colombia necesita para su economía”.