Tráfico | T 47° H 86%

Noticias Locales

Fútbol y artes marciales mixtas en Brasil

WUVN News
06/23/2014 11:19 PM

En Río de Janeiro donde no todo es fútbol, hay un deporte que está creciendo como la espuma, se trata de la MMA o las artes marciales mixtas.

Brasil, (Entravision).- Aquí las patadas no se les dan al balón, se le dan al contrincante las artes marciales mixtas es un deporte en apogeo y de uno de sus gimnasio en Río, han surgido los peleadores más importantes del país como Ronaldo Jacaré. Brasil es un país de fútbol, pero también de MMA y para muestra los 300 jóvenes que entrenan este deporte en donde se mezcla el boxeo con las artes marciales mixtas principalmente el Jujitzu. Son entrenamientos de hasta ocho horas al día, dando y recibiendo golpea, ellos dicen que el fútbol es más peligroso. Para mostrarnos, Jacaré un de los más experimentados puso a prueba a varios contrincantes trac la patada al último lo dejo temblando en el piso de dolor. Varios de los peleadores con el paso de los años terminan con las orejas rotas por los golpes y la fricción con el piso, para ellos parece ser un honorable símbolo de fortaleza y experiencia. En Brasil el fenómenos sigue creciendo entre chicos y grandes algunos aspiran a convertirse en el siguiente gran campeón y muchos más prefirieron solo verlo desde afuera .
Brasil, (Entravision).- Aquí las patadas no se les dan al balón, se le dan al contrincante las artes marciales mixtas es un deporte en apogeo y de uno de sus gimnasio en Río, han surgido los peleadores más importantes del país como Ronaldo Jacaré. Brasil es un país de fútbol, pero también de MMA y para muestra los 300 jóvenes que entrenan este deporte en donde se mezcla el boxeo con las artes marciales mixtas principalmente el Jujitzu. Son entrenamientos de hasta ocho horas al día, dando y recibiendo golpea, ellos dicen que el futbol es más peligroso. Para mostrarnos, Jacaré un de los más experimentados puso a prueba a varios contrincantes trac la patada al último lo dejo temblando en el piso de dolor. Varios de los peleadores con el paso de los años terminan con las orejas rotas por los golpes y la fricción con el piso, para ellos parece ser un honorable símbolo de fortaleza y experiencia. En Brasil el fenómenos sigue creciendo entre chicos y grandes algunos aspiran a convertirse en el siguiente gran campeón y muchos más prefirieron solo verlo desde afuera.