Tráfico | T 56° H 49%

Béisbol | Estados Unidos | Noticias

Debut triunfal de Despaigne; blanqueadas de Nacionales, Marlins y Cardenales

WUVN News
06/24/2014 6:17 AM
Actualizada: 06/24/2014 4:30 AM

Houston (EEUU), 24 jun (EFE).- El abridor cubano Odrisamer Despaigne vivió el sueño de debutar en las Grandes Ligas y lo hizo en el Viejo Circuito con los Padres de Gigantes y triunfo de blanqueada ante los Gigantes de San Francisco, en duelo de equipos californianos.

El desertor cubano lanzó siete entradas de un gran dominio desde el montículo y silenció a la artillería pesada de los Gigantes para ayudar a los Padres a ganar por blanqueada de 6-0.

El primera base Tommy Medica pegó un doble de dos carreras ante el abridor estelar Matt Cain (1-6) después de que los árbitros le quitarán un jonrón de tres carreras al también cubano, el receptor Yasmani Grandal, tras visionar la repetición, y el hábil Despaigne (1-0) encontró el apoyo necesario que lo dejaron con el triunfo.

En su primera temporada como profesional después de desertar de Cuba el verano pasado, Despaigne presentaba un ERA de 6.03 en siete aperturas en las Ligas Menores.

Pero mantuvo a los Gigantes en desequilibrio todo el juego cambiando el ángulo de su brazo y mezclando bolas curvas y lentas con sus lanzamientos más veloces.

Despaigne permitió cuatro imparables y no dio boletos en lugar del lesionado Andrew Cashner, quien previamente fue colocado en la lista de lesionados al sentir molestias en el hombro.

La derrota fue la décima que sufren los Gigantes en los últimos 13 partidos.

El bate oportuno de los peloteros latinos también estuvo presente en el triunfo de los Padres con Grandal que se fue de 4-1, una anotada, una impulsada y el nicaragüense Everth Cabrera de 4-2, dos anotadas, una producida.

El abridor de origen cubano Gio González se combinó con tres relevistas para limitar a la potente ofensiva de los Cerveceros de Milwaukee a tres imparables, y el primera base Adam LaRoche conectó jonrón de tres carreras que ayudaron a los Nacionales de Washington a derrotar por blanqueada de 3-0 a los Cerveceros.

González (4-4) dio cuatro bases por bolas y ponchó a cinco bateadores rivales en seis entradas en lo que fue su segunda apertura luego de estar un mes de baja en la lista de lesionados con inflamación en el hombro izquierdo.

El abridor estelar de los Nacionales superó en el duelo de pitcheo a Matt Garza (4-5), que ponchó a siete en siete episodios, pero permitió el jonrón por todo el jardín central de LaRoche en el tercer episodio que establecería la diferencia.

El relevista Tyler Clippard ponchó a los tres que enfrentó en la novena entrada para su primer salvamento.

El cuarto bate de los Cerveceros, el dominicano Carlos Gomez, se fue 0-4 para poner fin a 35 juegos en fila alcanzando base y romper la mejor racha de su carrera en 18 partidos conectando de hit.

El tercera base Casey McGehee conectó un doblete de dos carreras, el abridor Nathan Eovaldi lanzó pelota de seis imparables hasta el séptimo episodio y los Marlins de Miami blanquearon 4-0 a los Filis de Filadelfia.

Eovaldi (5-3) trabajó seis entradas y un tercio y 12 de sus 19 “outs” fueron en elevados, lo permitió que abridor derecho ganase por primera vez desde el pasado 26 de mayo después que había cedido 11 anotaciones en sus dos salidas previas.

El abridor dominicano de los Filis, Roberto Hernández (3-6), permitió dos anotaciones y tres indiscutibles, retiró a seis bateadores por la vía del ponche en igual número de entradas.

Hernández conectó sencillo al jardín derecho en el tercer episodio para el primer imparable de su carrera, tras iniciar el juego con registro de 40-0 al bate.

Llegando con marca de 3-7 en su más reciente estadía en casa, los Marlins abrieron una serie de cuatro partidos con un inusual triunfo en Filadelfia.

Los Marlins tienen marca de apenas 10-26 en el Citizens Bank Park desde 2010, incluyendo dos victorias en sus últimos 10 partidos. El equipo de Miami está empatado con San Diego y los Rays de Tampa Bay con la menor cantidad de juegos ganados fuera de casa esta temporada al lograr sólo 13 triunfos.

El abridor Lance Lynn permitió apenas tres imparables en ocho entradas, el primera base Matt Adams lideró la ofensiva con dos jonrones y un récord particular de seis remolcadas, y los Cardenales de San Luis superaron 8-0 a los Rockies de Colorado, que perdieron el séptimo partido consecutivo.

Lynn (8-5) ponchó a siete y no dio boleto a ninguno antes de ser relevado en la novena entrada después de lanzar 108 lanzamientos. Fue la primera vez que Colorado se fue sin anotar del Coors Field desde el pasado mes de julio.

La gran noche de Adams incluyó un sencillo de dos carreras en la tercera, un jonrón solitario en la quinta y otro vuelacercas de tres carreras en la séptima entrada. Este fue el tercer juego con múltiples cuadrangulares de su carrera.

El abridor venezolano Jhoulys Chacín (1-6) sufrió problemas de control, permitiendo cinco carreras en seis entradas.

El receptor Devin Mesoraco conectó grand slam con dos “outs” en una novena entrada de cinco carreras de Cincinnati, llevando a los Rojos a un triunfo por 6-1 sobre los Cachorros de Chicago.

Mesoraco disparó jonrón por cuarto juego en fila, conectando un lanzamiento en cuenta de 1-0 del venezolano Héctor Rondón (1-2) por detrás de la barda de jardín izquierdo-central para su decimotercer vuelacercas de la temporada.

Además fue el segundo grand slam de Mesoraco en lo que va de temporada y el tercero de su carrera.

Billy Hamilton rompió el empate con sencillo productor a comienzos de la entrada, mientras los Rojos lograban su sexto triunfo en los últimos siete juegos para colocarse por encima de .500 por primera vez en la campaña con marca de 38-37.

La secuencia del triunfo comenzó cuando el bateador emergente Chris Heisey se embasó con sencillo con dos “outs” y nadie en base, saliendo de un bache de 16-0.

Rondón, que cargó con la derrota, fue e el primer onrón que admite desde el pasado 3 de agosto.

El relevista Jonathon Broxton (3-0) se llevó el triunfo con una entrada de labor en la que ponchó a un bateador rival.