Tráfico | T 50° H 83%

Espectáculos | Noticias

Reapertura real del renovado Mauritshuis, el hogar de “La joven de la perla”

WUVN News
06/27/2014 2:01 PM

La Haya, 27 jun (EFE).- El rey Guillermo-Alejandro de Holanda inauguró hoy el renovado museo Mauritshuis que nació para albergar la colección privada de Guillermo V de Orange, y hogar de “La joven de la perla”, la obra del maestro Vermeer.

La pinacoteca, que por ese motivo ostenta el título de real, reabre así sus puertas tras dos años de obras de ampliación, con las que su directora, Emilie Gordenker, ha querido equiparar el edificio a la calidad de la colección, y ello sin perder “el estilo íntimo” que ha caracterizado al -hasta hoy- pequeño museo holandés.

La institución nació para que de sus muros colgase la colección privada de Guillermo V de Orange, gobernador entre 1751 y 1795 de la entonces República de los Países Bajos.

Para dar mayor realismo a la reapertura fue una actriz caracterizada como la joven pintada por Vermeer quien entregó al rey la llave del museo.

Conocido como “el joyero”, el Mauritshuis concentra en su colección, de poco más de 800 piezas, lienzos de imprescindible referencia de la pintura holandesa del siglo XVII, sin olvidar cuadros excepcionales de maestros flamencos como Rubens o Van Dijck.

Con la renovación queda atrás la época en la que los visitantes, unos 200.000 por año, accedían al museo por la entrada de servicio del edificio, construido originariamente, en 1644, como residencia del conde Johan Maurits de Nassau (Mauritshuis significa literalmente “la casa de Maurits”).

La ampliación, diseñada por el arquitecto Hans van Heeswijk, ha mantenido intacto el edificio histórico, pero lo ha unido con el inmueble Art Déco adyacente a través de un pasadizo subterráneo, al que el público accede desde la plaza de la fachada principal, de estilo clasicista, del museo.

Con la experiencia que le otorga la renovación de otros museos como el Hermitage y el Van Gogh de Ámsterdam, Van Heeswijk ha creado un subterráneo luminoso que recibe la luz del día en gran parte gracias a la porción de techo de cristal creada bajo el patio delantero del mueseo.

Con un estilismo “atemporal”, según las palabras del arquitecto, el subterráneo alberga la recepción y la tienda, a la vez que sirve de lugar de acceso tanto a la colección permanente (que sigue ubicada en el antiguo edificio) como al nuevo ala, con espacio para exposiciones temporales, el restaurante, una biblioteca y una sala para eventos.

“La joven de la perla” (1665) ha regresado de este modo a su lugar habitual en la sala número 15 del museo, sobre paredes revestidas de verde y situada enfrente de otra obra maestra de Vermeer, “La vista de Delft”(1660) en la que el pintor holandés representa una panorámica plácida y armoniosa de la ciudad que le vio nacer.

Cuesta creer que la hoy más conocida obra de Vermeer, la misteriosa joven que ha inspirado al cine y la literatura, fuera adquirida en 1881 por el módico precio de 2,30 florines (equivalentes en valor a no más de 22 dólares actuales) y que sea fruto de la imaginación del artista, que la atavió con una exótica indumentaria para la época.

“El Jilguero”(1654), pintado el año de su muerte por Carel Fabritius, es la única pintura que ha cambiado su ubicación para ser contemplada en un lugar más visible, pudiéndose apreciar desde cerca el realismo y sentido de la perspectiva conseguidos por el aprendiz de Rembrandt.

El guiño de humor de la colección lo aporta el pintor de la ciudad holandesa de Leiden Jan Steen (1626-1679), en su óleo “Así como cantan los adultos lo repiten los niños”, en el que, con intención moralizante, se muestra a una familia donde los más pequeños copian las malas costumbres de sus mayores.

El realismo de la pintura flamenca se representa a la perfección en la naturaleza muerta con quesos de la única firma femenina de la colección, Clara Peeters, donde sorprende con un autorretrato plasmado como un reflejo de luz en la tapa de una de las jarras de la composición, explica la directora de la pinacoteca en una publicación, dedicada a sus cuadros favoritos, que ha visto la luz a raíz de la reapertura.

Etiquetas