Tráfico | T 40° H 58%

Economía | Latinoamérica | Noticias

Uruguay esgrime la calidad de sus aceites para entrar en el mercado de EE.UU.

WUVN News
06/30/2014 5:50 PM

Nueva York, 30 jun (EFE).- La calidad es el principal argumento que Uruguay esgrime estos días para promocionar sus aceites de oliva en el “Fancy Food Show”, la feria de gastronomía “gourmet” más importante de Estados Unidos y una de las grandes puertas de entrada al mercado de este país para los productos extranjeros.

El estand uruguayo en la muestra, coordinado por el instituto de promoción de exportaciones Uruguay XXI y la Asociación Olivícola Uruguaya (ASOLUR), reúne a cinco productores nacionales que buscan su hueco en EE.UU., el mayor mercado mundial para el aceite de oliva.

Todos ellos reivindican la calidad de su producto para posicionarse frente a los aceites de otros países con mucho más historial de implantación entre los estadounidenses.

“Nosotros apostamos a que el diferencial sea la calidad. Seguimos trabajando de la forma antigua, recogiendo la fruta una a una, procesando a las cuatro o cinco horas de hecha la cosecha y siguiendo todas las normas de un correcto etiquetado”, explicó hoy a Efe Darwin Marigliani, director de la empresa productora del aceite virgen extra “De la Sierra”.

“No vamos a hacer nunca un aceite barato porque no vamos por ese lado, no tenemos escala. Sí podemos hacer muy buenos aceites con una excelente relación precio-calidad”, añadió Alejandro Echevarría, de Finca Babieca.

Así, las empresas uruguayas se dirigen al consumidor que busca un producto especial y exclusivo, un nicho de mercado que no deja de crecer en EE.UU.

“Hay una valoración de lo artesanal, de la pequeña y mediana escala, de saber el origen de las cosas, de la forma en que se produce”, aseguró Echevarría.

En ese sentido, Dolores Longo, responsable de la empresa Familia Longo, destacó que el pequeño tamaño de las compañías les permite que el “consumidor pueda prácticamente conocer al productor”, algo que se valora mucho en EE.UU.

Toda esa tendencia en favor de lo artesano y natural se aprecia en el “Fancy Food Show”, que este año reúne a 2.700 empresas de más de medio centenar de países y donde el aceite de oliva es uno de los productos estrella.

Para los productores uruguayos, una de las dificultades es dar a conocer el país como origen de aceites de oliva, un producto que en EE.UU. se asocia habitualmente a países mediterráneos como España o Italia.

Por ello, destacan la importancia que tiene para ellos presentarse en la feria unidos bajo la bandera uruguaya y con el respaldo de las autoridades del país.

“Para lograr instalar Uruguay como origen de aceite de oliva se necesitan años de historia, de presencia, de apoyo institucional y tiene que ser de forma conjunta a nivel país, no solo a nivel individual de cada empresa”, explicó a Efe Fernando Burs, que representa en esta feria alimentaria a Colinas de Garzón.

En esa línea, Martín Robaina, destacó que para una empresa como la suya, Lote 8, que no tiene experiencia en el mercado estadounidense, “estar bajo el paraguas de Uruguay” le brinda “más posibilidades” de darse a conocer.

La cónsul general adjunta en Nueva York, Pauline Davies, puso de manifiesto el “esfuerzo conjunto” que ha permitido a Uruguay participar por primera vez como país en la prestigiosa feria para posicionarse como “exportador de aceite de oliva de alta calidad”.

Uruguay, cuya producción no ha dejado de crecer en los últimos años, es desde el pasado año miembro de pleno derecho del Consejo Oleícola Internacional (COI), cuyo director ejecutivo, Jean-Louis Barjol, visitó hoy el estand uruguayo.

En declaraciones a Efe, Barjol recordó que el “Fancy Food Show” es “una feria clave para el mercado norteamericano” y es “el lugar al que hay que ir y estar”.

El responsable del COI destacó además el “dinamismo” de la industria uruguaya y la “relación estrecha entre el sector público y privado”, algo que consideró muy importante a la hora de desarrollar el sector.