Tráfico | T 33° H 96%

Estados Unidos | Noticias

La Patrulla Fronteriza en Arizona presume de tener la frontera más segura de EE.UU.

WUVN News
07/23/2014 5:13 PM

Douglas (EE.UU.), 23 jul (EFE).- En medio de la crisis provocada por la masiva llegada a Texas de menores sin acompañante procedentes de Centroamérica, la Patrulla Fronteriza en Arizona presume de tener la frontera más segura de EE.UU. gracias a una drástica disminución en el cruce ilegal.

Después de dos décadas de ser la frontera más transitada por indocumentados, con casi medio millón de detenciones, las cifras muestran que el año pasado fue la primera vez en los últimos 22 años que Texas supera en arrestos a Arizona, y esta situación se ha agravado con la crisis generada por el cruce de menores centroamericanos.

De los 57.000 niños detenidos en lo que va de año fiscal 2014, que comenzó el 1 de octubre de 2013, 6.945 cruzaron por Arizona, según datos oficiales.

Además, la cifra de madres con niños detenidas en el Valle de Río Grande (Texas) es de 42.358, mientras que en el estado del Gran Cañón el número asciende a 3.117.

“El cruce en esta área ha disminuido bastante en los últimos diez años; en el pasado veíamos mucha gente”, dijo el supervisor de la Patrulla Fronteriza en Douglas (Arizona), Alejandro Martínez, durante un recorrido realizado por Efe por la línea fronteriza.

El descenso en el cruce de indocumentados en las 388 millas que cubren la frontera de Arizona con México empezó a reflejarse en la última década. En 2007 se detuvieron a 426.231 inmigrantes, una cifra que contrasta con los 77.213 arrestados en lo que va de 2014.

“Esta será la primera vez desde 1993 que estaremos por debajo de las 100.000 detenciones”, dijo a Efe el portavoz de la Patrulla Fronteriza en Arizona, Andrés Adame.

Los agentes atribuyen el notable descenso a la inversión millonaria del Gobierno para asegurar la frontera entre lo que destacan doblar el número de agentes e instalar un nuevo muro fronterizo.

“Se ha invertido en personal, infraestructura y tecnología. Tenemos vigilancia remota con cámaras que son controladas por el centro de operaciones”, señaló Bryan Flowers, portavoz de la Patrulla Fronteriza en Tucson.

Uno de los principales elementos disuasorios para cruzar es el muro, que en una gran parte de la frontera tiene más de veinte pies de altura, aunque hay lugares donde todavía apenas existe una barrera que no supera los cinco pies, lo cual es aprovechado por los inmigrantes para cruzar.

Cientos de mujeres con niños que fueron detenidas y liberadas en Arizona cruzaron por este área. “Hay mujeres que vienen solas con sus niños”, explicó Martínez.

Otros muchos optan por saltar desde lo alto del muro y caer en una base de cemento. “La gente se lesiona, el muro está bastante alto y muchos se han caído”, dijo Martínez.

Mientras en Arizona la frontera parece estar controlada, las autoridades fronterizas en Texas han afrontado desde inicios de año una avalancha de indocumentados procedentes de Centroamérica, aunque los reportes señalan que en las últimas semanas se redujo este cruce masivo de menores sin acompañante que llevó al presidente Barack Obama a calificar la situación de “crisis humanitaria”.

Del 13 al 15 de julio se detuvieron 320 menores, un promedio de 120 por día, mientras la semana del 22 al 28 de junio se detuvo 1.985, un promedio de 283 detenciones diarias.

La Oficina de Fronteras y Aduanas (CBP) explicó recientemente en un comunicado que “mientras que la tasa de niños no acompañados detenidos en el Valle del Río Grande parece estar disminuyendo en comparación con los primeros meses del año, continuamos preparados para cualquier cambio en las condiciones actuales”.

Paula Díaz